Barrio Mugica: más de 700 familias se mudaron del bajo autopista al Sector YPF

Se trata de 1.044 viviendas, distribuidas en 26 edificios, junto al edificio del Ministerio de Educación de la Ciudad

El Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires informó esta semana que hasta el momento se han mudado más de 700 familias desde el bajo de la Autopista Illia a las nuevas viviendas construidas en el sector Sector YPF.

Se trata de 1.044 viviendas, distribuidas en 26 edificios, junto al edificio del Ministerio de Educación de la Ciudad y la Av. Ramón Castillo.

“Es un gran hito para las familias, que pasan a vivir en viviendas seguras, acordes a cada grupo familiar y con el acceso necesario a los servicios públicos”, dicen fuentes de la Secretaría de Integración Social y Urbana de la CABA. “También es un avance muy significativo para el proceso de integración del Barrio Mugica, dado que, luego de la demolición de las viejas casas que allí se encontraban, el Bajo Autopista se convertirá en un gran espacio público para que todos los vecinos y vecinas puedan aprovecharlo”, añaden.

“Todas ellas fueron construidas con materiales sustentables, con la técnica de Steel Frame, la cual permite mejor aislación y regulación térmica, tanto en invierno como en verano. Además, cuentan con paneles y termotanques solares, para aprovechar energías renovables para el calentamiento de agua y para el alumbrado de los espacios comunes, abaratando los consumos de los consorcios. Estos detalles hacen que se cuenten entre los primeros edificios de la Ciudad con certificación EDGE”, explican en la Secretaría.

“Las viviendas se asignan dependiendo de la composición de las familias y todas las familias son parte de un proceso de acompañamiento, reuniones y visitas a las obras, en el cual los vecinos y vecinas trabajan junto a los equipos del Gobierno de la Ciudad”, suman.

Este es ya el segundo proceso de reasentamiento en el Barrio Mugica. Durante el año 2018 se realizaron las primeras mudanzas a viviendas nuevas de todo el barrio, repasa el Gobierno porteño. Se trató de las 110 familias que vivían en el extremo del Sector Cristo Obrero, las cuales se mudaron a pocas cuadras, a los nuevos edificios en Containera.