Ciudad compactó 174 motos secuestradas, venderá la chatarra y donará el dinero a la Fundación Garrahan

El Ministerio de Justicia y Seguridad porteño informó que hasta la fecha se secuestraron 5.272 motovehículos.

El jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, visitó la Playa de Vehículos Judicializados de Villa Soldati (Comuna 8) donde se realizó la compactación de motos secuestradas en procedimientos realizados por la Policía de la Ciudad y el Cuerpo de Agentes de Tránsito.

Del evento también participaron Marcelo D´Alessandro, secretario de Seguridad de la Ciudad de Buenos Aires; el secretario de Transporte porteño, Juan José Mendez: y el subsecretario de Seguridad Ciudadana, Juan Pablo Sassano.

La Policía de la Ciudad, en conjunto con el Cuerpo de Agentes de Tránsito realiza 56 controles diarios en distintos puntos de la ciudad, elegidos a partir del mapa del delito, la migración interna y la demografía de cada barrio, indican fuentes oficiales. Como resultado de estas tareas se controlaron 129.700 motos, de las cuales 5.400 fueron secuestradas.

“Todas las motos secuestradas que se encuentran en el predio son producto de, haber reforzado y mucho, los  controles para la circulación de las motos en la ciudad”, resaltó el jefe de Gobierno.

“Hoy estamos compactando 28 motos que se suman a las 146 ya comprimidas y estamos en condiciones de continuar con unas 120 más”, explicó Marcelo D´Alessandro, secretario de Seguridad de la Ciudad de Buenos Aires.

Todos los rodados que no son reclamados por sus dueños, cumplidos los plazos de 60 días que marca la ley, son compactados y el dinero recaudado de la venta de chatarra producida es donado a entidades benéficas. “Con esta compactación preservamos de alguna manera el medio ambiente y el  producido de la destrucción se dona a la Fundación Garrahan y también a otras entidades de salud pediátrica”, explicó Sassano.

La Ciudad para combatir la modalidad de robo conocida como “motochorro” hace controles móviles con  las cámaras de seguridad desplegadas por toda la ciudad junto al programa “Anillo Digital” que identifica a los rodados que ingresan y egresan del territorio porteño, indican fuentes oficiales.