Denuncian que un alumno abusó de otro en una escuela primaria de Almagro

La madre de la víctima aseguró que su hijo de 7 años fue obligado a practicarle sexo oral a un estudiante de último año. En 2016 ya habían denunciado al agresor.


Warning: Illegal string offset 'rate' in /home/content/a2pewpnas01_data02/75/3937275/html/wp-content/themes/publisher/includes/functions.php on line 4790



Una madre denunció que su hijo de 7 años fue abusado por otro estudiante en la escuela Provincia de Jujuy Nº 11, ubicada en el barrio porteño de Almagro. El hecho habría ocurrido en uno de los baños de la institución.

Según relató Karina, madre del niño damnificado, chicos del último año del colegio invitaban a los niños más pequeños a participar del llamado “juego del poder”, que consistía en que los mayores le hacían un favor, como mostrarles el celular o un video, a cambio de favores sexuales, según Infobae.

Más noticias


1 de 361

“En el baño hay un juego que realizan los chicos que se llama el ‘juego del poder’. Lo realizan los más grandes. Ellos intercambian y le piden algo a los chicos. Y el mío entró y tuvo la mala suerte de que este pibe estaba solo. Agarró, le dijo que jugaran, le puso el miembro en la boca y para él era un juego. Cuando lo quiso sostener a mi hijo, que tiene 7 años, él corrió y ahí se rompió la nariz”, contó Karina. Según dijo, el supuesto agresor ya cuenta con una denuncia similar, radicada el año pasado.

El caso ocurrió el pasado 3 de abril. Ese día, el pequeño llegó a su casa e inexplicablemente se fue a dormir. Su instinto de madre le decía a Karina que algo le pasaba, pero a pesar de indagar al chico, no obtuvo respuesta. Los días siguientes, el menor comenzó a hacerse pis en la cama y la mamá decidió llevarlo al médico. Allí sus temores se hicieron realidad. Si bien le dijeron que la parte genital no había sido tocada, sí le confirmaron que fue víctima de un abuso.

Acá me dicen que fue un ‘golpecito’ nada más en la nariz y el abuso, ¿dónde queda? Hasta el día de hoy ustedes van a ver que nadie me da la cara. Nadie me ayudó, nadie me contuvo psicológicamente. Lo que tenía, todo lo perdí”, continuó la mujer. A pesar de que desde la escuela negaron que los abusos ocurrieron, la institución decidió suspender al acusado. Karina hizo la denuncia ante la justicia e intervino la Fiscalía 3. “Lo que queremos es que la directora se vaya porque no cumple su rol. No cuida a los chicos”, finalizó la mujer.