El Arzobispado de Buenos Aires criticó que la Ciudad adhiera al protocolo nacional de Interrupción Legal del Embarazo

“No es humano favorecer a un débil en contra de otro más débil aún”, sostiene la carta firmada por el cardenal Mario Poli.

Este viernes el Arzobispado de Buenos Aires publicó una carta con la firma del cardenal Mario Poli donde se critica que el jueves la Legislatura porteña haya aprobado una ley por la cual la de Buenos Aires adhirió al nuevo protocolo de Interrupción Legal del Embarazo (ILE), elaborada por el Ministerio de Salud de la Nación en diciembre de 2019.

“Este protocolo ILE contradice las garantías constitucionales a favor de la vida más desprotegida: la de un ser humano por nacer. ¿Quién puede festejar esta aprobación? La interrupción se convirtió en ley, pero sigue siendo un eufemismo, y todos sabemos de qué se trata”, dice la carta titulada “La vida se dignifica siempre”.

“Nos lastima y duele, que en medio de un letal contagio, donde tantos agentes sanitarios y servidores esenciales exponen y arriesgan su vida para salvar la del semejante, los legisladores vean oportuno avanzar en una ley, que ciertamente no es «honrar la vida», como nos gusta escuchar y cantar a los porteños”, advierte el texto.

“Cuando se niega el derecho más elemental –el derecho a vivir– todos los derechos humanos quedan colgados de un hilo. Sin vida, por ejemplo, no hay libertad”. El Arzobispado criticó los argumentos de los diputados que abordan al aborto como un tema de salud pública. Según los firmantes, es una mirada parcial, “un enfoque aislado”.

“Comprendemos que está en juego la salud, pero también comprendemos que la salud no se puede alcanzar descartando a otro ser humano. Por eso, para las mujeres de los barrios más humildes, el aborto es vivido como un drama existencial, personal y comunitario. No es humano favorecer a un débil en contra de otro más débil aún”.

Este jueves en la sesión ordinaria se alteró el orden del temario para incluir la adhesión de la CABA al protocolo nacional. Lo propuso la legisladora Patricia Vischi (UCR-Evolución), con consenso previo con organizaciones que trabajan sobre esta temática y otras legisladoras de varios bloques.

Sobre 60 diputados presentes, 50 votaron a favor, siete (del oficialismo Vamos Juntos) en contra y hubo tres abstenciones (del vicepresidente I de la Legislatura Agustín Forchieri, Jorge Apreda de VJ y Eugenio Casielles de Consenso Federal).

“La Ciudad Autónoma de Buenos Aires adhiere al protocolo para la atención integral de las personas con derecho a la interrupción legal del embarazo, actualización contenida en la resolución 1/2019 del Ministerio de Salud nacional”, dice el artículo único de una ley aprobada.

Vischi, que preside la comisión legislativa de Salud, argumentó que su proyecto en consideración tenía “apoyo transversal de todas las fuerzas políticas”, dijo tener el “respaldo institucional de mi partido” y que se trata de “una política de Estado para beneficio de la población”.

Guillermo González Heredia (Vamos Juntos) fue uno de quienes planteó la postura opositora y señaló que la Ciudad ya tiene su protocolo sancionado en 2012, que se aplica en los efectores de salud que dependen del Gobierno. Cuestionó que se impida a sanatorios privados hacer objeciones de conciencia.

Claudio Cingolani (VJ) también consideró una error jurídico sancionar una ley para adherir a una resolución ministerial que, entre otros detalles, establece que el protocolo no puede ser judiciable, “atribuyéndose potestades que solo tiene la Corte Suprema de Justicia”.

Laura Velasco (Frente de Todos) expuso a favor y sentenció que “es una causa de derechos humanos, de salud pública y de justicia social”.

También participaron del debate Ofelia Fernández y Victoria Montenegro (FdT), Manuela Thourte y Leandro Halperín (UCR-Ev); Lucía Romano, Paola Michielotto, Natalia Fidel, Esteban Garrido, M. Luisa González Estevarena, Sol Méndez, Victoria Roldán Méndez, Carolina Estebarena, Ana Bou Pérez y Claudio Romero (VJ); Gabriel Solano y Alejandrina Barry (Frente de Izquierda), Hernán Arce (Partido Socialista).