“El vandalismo en el subte se redujo a la mitad gracias al refuerzo en seguridad”

SBASE afirmó que la mejora observada en el último año “es el resultado del incremento de cámaras de seguridad, policía e inspectores”, que además “permitió un ahorro de más de tres millones de pesos en desgrafitado.”

Subterráneos de Buenos Aires (SABSE) informó que, durante 2015 y gracias al refuerzo en materia de seguridad, la cantidad de coches dañados por grafiteros disminuyó casi un 50% respecto al año anterior.

De esta manera, mientras que en 2014 habían sido vandalizados 97 coches, el año pasado este número se redujo a 48. El dato más significativo se registró en el comparativo de abril, cuando se pasó de 21 unidades grafitadas a sólo 2.

Asimismo, la disminución de los actos de vandalismo impactó directamente en la suma necesaria para el desgrafitado de coches: mientras que en 2014 esta tarea implicó un total de $6.000.000, en 2015 este gasto se redujo a $2.900.000.

Al respecto, la Gerente Corporativa y Comercial de SBASE, Verónica López Quesada, sostuvo: “Es muy satisfactorio ver estos resultados ya que trabajamos intensamente para que los coches utilizados a diario por un millón de usuarios estén en condiciones. Además, seguimos implementando medidas de prevención para desalentar el vandalismo y mejorar la calidad de viaje de los pasajeros”.

Esta mejora es el resultado de una serie de medidas llevadas adelante por SBASE para prevenir delitos, como la presencia de más de 500 efectivos de la Policía Metropolitana en andenes y formaciones, y la instalación de casi 300 cámaras de seguridad en puntos estratégicos de la red, que son supervisadas las 24 horas desde el centro de monitoreo.

En ese sentido, esta semana, la Policía Metropolitana detuvo a dos jóvenes alemanes que fueron sorprendidos mientras pintaban grafitis en la estación Juramento de la Línea D.

Asimismo, desde 2013 SBASE desarrolla el programa Grafiti Cero, a través del cual se realizaron trabajos de remoción de grafitis en los coches de todas las líneas, y se reforzó la seguridad en los accesos para evitar el ingreso de grafiteros a la red.

Subterráneos de Buenos Aires continúa trabajando en la prevención de delitos para resguardar el estado de los coches y brindarles a los usuarios un servicio de calidad.