Finaliza el motín en la cárcel de Villa Devoto

Fueron nueve horas de tensión. 11 agentes resultaron heridos.

Tras 9 horas de tensión, disparos y graves incidentes, voceros del Servicio Penitenciario Federal confirmaron a Clarín que se firmó un acta entre los funcionarios que se hicieron presentes en el lugar y los delegados de los detenidos para levantar la protesta y seguir dialogando durante el fin de semana.

Tras la firma, el SFP adelantó que hará una recorrida por el penal, en el que el momento hay 11 agentes heridos con quemaduras leves. Además, se descartó la presencia de víctimas fatales y aseguraron que se dio un inicio de diálogo con las autoridades.

En el lugar hay representantes del Poder Judicial, Ministerio de Justicia, Procuración de la Nación y SPF, más los delegados de los internos.

Las negociaciones fueron encabezadas por el secretario de Justicia de la Nación, Juan Martín Mena, el procurador penitenciario Francisco Mugnolo, el Director Nacional del SPF, Emiliano Blanco y un enviado del Poder Judicial. Del otro lado de la mesa, una veintena de reclusos que representan a los diversos pabellones del penal.

Aún tras la firma del acta, hay varios presos que siguen en los techos del penal por lo que la tensión, si bien dejó de escalar, no cesó aún.

La chispa que hizo estalla todo fue, como casi todo lo que sucede en el contexto de la pandemia, el coronavirus.

En Devoto hay 1692 detenidos y esta semana se confirmó el primer caso de Covid-19 positivo ​en un agente penitenciario, lo que implicó el aislamiento preventivo de otros seis compañeros de turno. Los internos denunciaron que había más casos y reclamaron medidas de Seguridad e higiene.

“Nos negamos a morir en la cárcel”no morir en la cárcel”, es el reclamo de los presos, que pudo leerse todo el tiempo en las banderas que los internos colgaron en los techos de la prisión. Muchos reclaman además beneficios como una excarcelación anticipada o prisión domiciliaria.

Fuentes de la Procuraduría de Violencia Institucional (Procuvin), en tanto, dijeron no fueron informados sobre la existencia de rehenes. Al menos tres ambulancias ingresaron al predio, ubicado en la calle Bermúdez al 2600 de la Capital Federal.​

El SAME llevó hasta el lugar un helicóptero sanitario para trasladar a dos guardiacarceles, uno con quemaduras en un brazo y el tórax, y otro que sufrió una intoxicación por humo.

Además, en las calles aledañas de la cárcel hubo enfrentamientos y cuatro policías mujeres de la Ciudad terminaron golpeadas.

Según detalló Alberto Crescenti, hubo otro guardiacárcel con traumatismo muy grave de cráneo que fue derivado al Hospital Santojanni y otros guardiacárceles fueron trasladados por el Servicio Penitenciario a distintos sanatorios, consigna Clarín.