Funcionarios y dirigentes rindieron homenaje a Eva Perón iluminando el mural de la 9 de Julio

Estuvieron presentes el jefe de Gabinete Santiago Cafiero y el sindicalista Roberto Baradel, además de ministros y legisladores, entre otros.

El jefe de gabinete Santiago Cafiero y los ministros de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, y de Salud, Ginés González García, rindieron esta noche homenaje a Eva Perón, a 68 años de su fallecimiento, iluminando los murales monumentales del histórico edificio de Avenida 9 de Julio y Moreno.

Cafiero dijo hoy que “la vigencia de Evita a 68 años de su muerte es producto de la vigencia de su legado” y destacó su “liderazgo enorme” para visibilizar la importancia de la participación femenina en política.

En declaraciones a Télam Radio, el jefe de Gabinete nacioanl consideró que “la vigencia de Evita (Perón) a 68 años de su muerte es producto de la vigencia del legado que sembró en el campo popular, en la política y en la vida democrática en general”.

Entre los pilares de ese legado enumeró “la ampliación de derechos y protección de los más humildes, marginados y desprotegidos de nuestra sociedad”.

También marcó “la valoración de los trabajadores y las trabajadoras como actores centrales en las construcción de una sociedad más justa e igualitaria”. Y en el mismo sentido señaló su “reivindicación del rol protagónico de las mujeres en la vida pública y democrática”.

Para el Jefe de Gabinete todos estos puntos constituyen “algunos de los legados más profundos que continúan vigentes” en torno de la figura de Eva Duarte de Perón.

“La historia de los pueblos se sigue escribiendo y el nombre de Evita sigue alimentando la esperanza de que la política es una herramienta de transformación social para las mayorías, eso también es parte del legado de ella y de su vigencia”, afirmó Cafiero.

El funcionario destacó también su papel como mujer, abriendo caminos.

“Hoy, en una etapa totalmente distinta, con las mujeres en un rol protagónico, ahí también se ve la mirada que tenía Evita sobre la práctica de lo público”, aseveró.

“En un contexto de época que le reservaba a las mujeres el ámbito doméstico y privado, Evita desarrolló un liderazgo enorme, y a través de su vocación pública tuvo la valentía de desafiar todos los límites de la propia política y visibilizar la importancia de las mujeres en la ampliación de la democracia”, recordó.

Por eso para el funcionario “hoy el movimiento feminista, en su diversidad, encuentra en Evita una mujer que hizo una gran tarea para que el voto femenino sea posible y las mujeres protagonicen de manera activa los espacios de poder”.

El encendido del mural de la avenida 9 de Julio se realizó a las 20.25, horario de defunción de Evita. También estuvieron presentes la diputada Cristina Álvarez Rodríguez, sobrina nieta de Eva Perón; los dirigentes sindicales Carlos Acuña (CGT) y Roberto Baradel (CTA); las secretarias del Ministerio de Desarrollo Social, Laura Alonso (Inclusión Social), Erika Roffler (Articulación de Política Social), Alicia Soraire (Abordaje Integral), Cecilia Lavot (Gestión Administrativa) y el secretario Gabriel Lerner (Niñez, Adolescencia y Familia).

“Volver a iluminar los murales de Evita representa el compromiso que tiene el gobierno de Alberto Fernández de trabajar por lo que menos tienen. Sabemos que hoy hay muchas necesidades, por eso tenemos la obligación de garantizar nuevos derechos para generar una Argentina más justa, en la que nadie se queda afuera”, sostuvo por su parte Arroyo.