Hugo Moyano reapareció en Caballito para reinaugurar un centro de salud junto a Jorge Triaca y Diego Santilli

Corrido de la política y de la primera plana sindical, el líder de los Camioneros volvió a escena junto al triunviro Carlos Acuña y figuras del oficialismo.

Corrido de la política y de la primera plana sindical, el líder de los Camioneros volvió a escena junto al triunviro Carlos Acuña y figuras del oficialismo.

Hugo Moyano volvió a la escena pública este martes en el que encabezó un acto de reinauguración de un sanatorio de alta complejidad del Sindicato de Choferes de Camiones (Sichoca) en el barrio porteño de Caballito (Comuna 6). El sindicalista estuvo acompañado por importantes figuras del oficialismo, como el vicejefe de Gobierno porteño, Diego Santilli, y el ministro de Trabajo de la Nación, Jorge Triaca.

Al tomar la palabra, Moyano dijo que “Siempre son los trabajados los que hacen el mayor esfuerzo y estamos dispuesto a hacerlo para vivir en un país en el que estemos orgullosos de haber nacido”.

El regreso de Moyano, rodeado de figuras del oficialismo, se produce después de meses de tensión por la férrea oposición -materializada a través de Pablo, sy hijo- a políticas impulsadas por el gobierno de Mauricio Macri, como la reforma laboral, pero también después de que se enfriaran temas caros para el sindicalista, como la situación de la empresa OCA -donde trabajan muchos camioneros- y las detenciones en el club Independiente,

Si bien Moyano invitó al propio presidente Mauricio Macri para participar del acto, el jefe de Estado permanece en la Patagonia de vacaciones con su familial, y en rigor, porque el jefe de Estado visitó hoy Mendoza para compartir una actividad con el gobernador Alfredo Cornejo.

Al tomar la palabra, Triaca le dijo a Moyano que el presidente le enviaba saludos y felicitaba por la inauguración.

“Quiero transmitir el saludo del presidente, y el mensaje de que sigamos con esta conducta de llevar a los argentinos al mejor de los niveles, que pensamos en aquellos que necesitan oportunidades para crecer, y que los secretarios generales (de la CGT) y todos entiendan que la Argentina sale adelante con mas trabajo, y ese desafío involucra a que muchos nos tengamos que poner las barbas en remojo, por eso eso  los debates que a veces vemos, que pueden ser contradictorios pero son necesarios, como como las que han hecho ustedes acá”, dijo Triaca y cerró reiterando “Les transmito las felicitaciones y el saludo del presidente”.,

El sanatorio de alta complejidad se encuentra en la Avenida Rivadavia al 4900 y fue inaugurado en una ceremonia que comenzó a las 11. El centro de salud se enfocará como “un centro de atención de emergencias y urgencias, que brindara a los afiliados de la obra social una atención médica de alta calidad”, informó Camioneros.

El centro médico cuenta con más de 300 camas disponibles y una guardia externa con consultorios, radiología digital, sistemas digitalizados de historial clínico, y capacidad para adaptar en menos de 12 horas el tratamiento antibiótico correcto para cualquier inoculación. También tiene laboratorios de Análisis Clínicos, de Inmunohematología, bacteriología, posta de donación y Banco de Sangre y un equipamiento que incluye resonador magnético, tomógrafos y rayos X.

Según Perfil, Hugo Moyano y el propio Macri mantuvieron días atrás una reunión reservada en la que limaron asperezas y sellaron un acuerdo para dar una nueva prórroga de 30 días a la empresa OCA, ligada al ex secretario general de la CGT, hasta que los informes de la AFIP y la Justicia decidan sobre su situación impositiva.

La falta de una solución para la deuda de OCA con la AFIP por 2.500 millones de pesos había profundizado el malestar de Moyano con el Gobierno, ya que un eventual cierre de la principal compañía privada de correo dejaría sin trabajo a nada menos que 5.000 choferes afiliados a Camioneros que la firma emplea de manera directa y a otra cantidad similar que se desempeña de manera indirecta.

En ese contexto de tensión, el hijo del jefe de Camioneros y secretario adjunto de ese gremio, Pablo Moyano, realizó varias declaraciones en contra de la gestión de Macri y se puso al frente de protestas sindicales (en rechazo a las reformas laboral y previsional), algunas de ellas no avaladas por el resto de la conducción de la CGT. Pero una vez iniciado el proceso de negociación entre el camionero y la Casa Rosada, Pablo Moyano bajó su perfil y el tono de sus críticas. Según el diario La Nación, la tregua terminará cuando el Gobierno envíe al Congreso su proyecto de reforma laboral.