La policía intenta desalojar la Asamblea de Villa Urquiza

Está ubicada en terrenos ferroviarios que por ley van a ser expropiados. En el lugar desde 2002 hay talleres gratuitos para la comunidad.

Este martes por la mañana se desarrolla un fuerte operativo con efectivos de la Policía Federal para desalojar la sede de la Asamblea de Villa Urquiza (Triunvirato 4778, Comuna 12). Los miembros de este espacio educativo y cultural que funciona desde 2002 convocan a que los vecinos protesten en la esquina de Triunvirato y Roosevelt. El 17 de septiembre sus integrantes se enteraron que Estado nacional les inició un juicio sin notificación.

La Asamblea está emplazada en una manzana que por una ley porteña del año pasado será rematada para hacer espacios públicos y construir desarrollos inmobiliarios. En el terreno está este espacio cultural, negocios a la calle, un complejo de canchas de fútbol y varias viviendas particulares sobre la calle Bucarelli.

“Nos enteramos de que el 27 de diciembre la ADIF-SE -organismo que administra las tierras del ferrocarril- inició un juicio contra nosotros, catalogándonos de ser una vivienda. No nos notificaron, el juicio se desarrolló, no tuvimos lugar a la defensa porque no estábamos enterados y se resolvió que sí, que el desalojo se efectivice”, explicó Valeria, una de las integrantes de la Asamblea al portal La Retaguardia.

“La gente sabe que acá puede entrar y si hay comida puede comer, puede calentarse una pava, pasar al baño, puede estar un rato con nosotros, hay gente que llega y simplemente se sienta mientras nosotros desarrollamos nuestras actividades. También cada vez más gente nos pide ropa. Tenemos una gratifería, perchero comunitario”, añadió la referente.

“Ellos nos dicen que nos van a desalojar porque somos ocupas, y no lo somos. Somos vecinos, este es nuestro territorio, lo estamos defendiendo, acá hacemos nuestras movidas, nos expresamos, es el lugar donde somos quienes somos. Están vulnerando todos nuestros derechos”, dijo Liliana, otra integrante de La Asamblea.

“Hoy en la asamblea funciona el bachillerato popular Berta Cáceres, funciona una consejería pre y post aborto -que es emblemática en la lucha por la ley del aborto-, funcionan talleres de integración, por ejemplo el de tango está ligado al taller de tango del Hospital Alvear, muchos talleres de oficios, como electricidad, serigrafía, talleres de danza experimental, cubrimos todo el espectro. También es un espacio político, donde siempre hubo actividades de CORREPI, de la gremial de abogados. Es un lugar donde se manifiestan las disidencias de género, identidades contra hegemónicas, es un espacio feminista, es un espacio con 16 años de activo, abierto a todas estas personas que no encuentran otro lugar, también es un espacio para los vecinos, porque yo doy el taller de tango y se llena, es un espacio que los vecinos siguen frecuentando. Los vecinos pueden presentar proyectos, eventos, peñas, milongas, bandas, les damos vía libre. Es un espacio horizontal, autogestivo, es emblemático, es un espacio que está tomado hace 16 años, por lo tanto cuestiona las formas de propiedad que el sistema nos obliga a padecer”, agregó.