Mamá de 15 años pelea por su vida tras hacerse una cirugía estética 

La menor se encuentra internada en el Hospital Álvarez del barrio de Flores, en coma farmacológico y con asistencia respiratoria mecánica.

Érica Carrasco Coats Lucas (15) le robó 30 mil pesos a sus padres, falsificó sus firmas y logró operarse a escondidas en una clínica privada porteña. 

Las estrías de su embarazo –fue mamá a los 13- la atormentaban, pero sus papás no la autorizaban a hacerse una cirugía estética. Ahora, la menor está internada en el Hospital Álvarez del barrio de Flores (Comuna 7) encoma farmacológico por un edema pulmonar que le causó la anestesia.

Lo cierto es que todas las miradas apuntan a la Clínica Neuquén, también de Flores, donde aceptaron el dinero de una menor sin presencia de un adulto y procedieron a la intervención quirúrgica. Fue una amiga de la joven quien le recomendó el lugar y quien confesó que Érica había falsificado la firma. Además, los familiares encontraron el comprobante de pago de la cirugia estetica en el dormitorio de la víctima.

“Esto es una barbaridad, una locura que se genera en el mismo momento que una clínica le acepta dinero a una menor que se va a operar. En mi poder se encuentra un recibo de $9 mil y el otro de $21 mil está en la comisaría, donde se denunció lo sucedido”, contó Fernando, el tío de Érica.