Metro de Madrid confirmó que no hay asbesto en los CAF 6000

De todas maneras, SBASE le hará una demanda a la empresa española por los vagones modelo CAF 5000, que debieron ser retirados de circulación.

A través de una comunicación oficial, Metro de Madrid S.A. confirmó hoy que ninguno de los CAF 6000, comprados usados en 2013 y que circulan actualmente en la Línea B, contienen piezas con asbesto.

De esta manera, y a instancias de una consulta realizada por Subterráneos de Buenos Aires (SBASE), la empresa española dio una confirmación oficial respecto de los componentes de esos coches.

“A la vista de la documentación técnica de fabricación y suministro de las referidas unidades con las que cuenta Metro de Madrid S.A., no hemos detectado amianto en la composición de ninguno de sus elementos”, afirmó la empresa.

Esta confirmación se suma a los informes preexistentes derivados de las exhaustivas inspecciones realizadas por SBASE y Metrovías, que ya habían arrojado resultados negativos sobre la existencia de asbesto en las unidades CAF 6000, por lo que queda descartada, por completo, la presencia de este material en la flota de la Línea B.

No obstante, la Subsecretaría de Trabajo de la Ciudad de Buenos Aires convocó a todos los gremios de trabajadores del subterráneo a una reunión mañana, para acordar la conformación de la comisión que estará a cargo del proceso de revisión de los coches, que puso fin a un paro anunciado para este miércoles por los trabajadores nucleados en la asociación gremial conocida como de los Metrodelegados.

Asimismo, SBASE informó que se iniciarán acciones legales contra el Metro de Madrid por los daños ocasionados.

Es que los CAF 5000, otro modelos también comprados al mismo proveedor, sí debieron ser retirados de circulación por la presencia de material cancerígino prohibido.

Obtenga actualizaciones en tiempo real en su dispositivo, suscríbase ahora.

error: