Piden informes por el cierre del puente peatonal que une la Terminal de Retiro y Av. Antártida Argentina

Desde la Legislatura porteña, SUMA+ pide saber si el cierre de este cruce, inaugurado hace cinco años, es provisorio o definitivo. c

Los vecinos de la Villa 31 denuncian que cerró el puente peatonal que une la Terminal de Retiro y la avenida Antártida Argentina (Comuna 1), lo que les genera muchos problemas para movilizarse dentro y fuera del barrio. El legislador porteño Juan Francisco Nosiglia (SUMA+) atendió este reclamo y presentó un pedido de informes para saber, en primer lugar, la fecha de la clausura.

En segundo lugar se solicita al Poder Ejecutivo que aclare la razón del cierre y qué organismo otorgó autorizó el procedimiento. Por último, pide que se especifique si el cierre yo clausura es permanente o provisorio, y en todo caso cuál es la fecha de reapertura o si será reemplazado.

“Tal como lo indica la página del G.C.B.A: “Entre la Terminal de Ómnibus y la av. Antártida Argentina se colocó un puente peatonal para mejorar el cruce desde la Terminal hacia Comodoro Py, ya que se trata de uno de los cruces más peligrosos de la Ciudad”. El cierre del mismo ha ocasionado innumerables problemas para los transeúntes que deben cruzar hacia por ejemplo los Tribunales de Comodoro Py diariamente, o concurrir a la actual Escuela N°6 Padre Mujica a la que asisten cientos de jóvenes en sus diferentes turnos, como así también las decenas de niños del Jardín Maternal que allí se levanta”, alerta el legislador.

“Presentes en el lugar indicado, observamos que las obras del Paseo de Bajo no se ven obstaculizadas por dicho puente, por lo menos a simple vista o en el presente. Tampoco suponemos un problema estructural, ya que solo cuenta con menos de 5 años de construcción e inauguración. Reiteramos la importancia de dicho cruce peatonal y para personas con movilidad reducida, son miles de personas que transitan cada día por esa esquina neurálgica para la vida cotidiana de los porteños, que es peligrosa por la confluencia de camiones, colectivos y autos particulares en las adyacencias de la terminal, los tribunales y el entorno del puerto de Buenos Aires, más aun desde que las obras impiden el tránsito por vía terrestre”, concluyó Nosiglia.

El Paseo del Bajo es un corredor vial de 7,1 kilómetros que está en plena ejecución a través de la empresa AUSA y el Ministerio de Desarrollo Urbano y Transporte.

Conectará las autopistas Illia y Buenos Aires-La Plata. Estará ubicado entre las arterias Alicia Moreau de Justo – Avenidas Huergo-Madero y tendrá cuatro carriles exclusivos para camiones y micros de larga distancia, lo que permitirá circular más rápido hasta los accesos directos al puerto y a la Terminal de Retiro. Además, contará con ocho carriles para vehículos livianos, cuatro en sentido norte y cuatro en sentido sur.