Piden que la nueva Secretaría de Salud no descuide los programas para Enfermedades de Transmisión Sexual

Ante la degradación del ministerio nacional, médicos y especialistas firmaron un documento en el que solicitan que continúen los planes de prevención y atención.

Este jueves en la Ciudad de Buenos Aires los jefes y jefas de los programas provinciales de SIDA, ETS, Hepatítis y TB solicitaron a la flamante secretaría de Salud de la Nación que no descuide ni reduzca ningún programa de prevención y atención de Enfermedades de Transmisión Sexual.

“La reciente decisión del Gobierno nacional de degradar el Ministerio de Salud, asignándole el rango de una secretaría deja en evidencia cuál es el lugar que la actual gestión le asigna a la Salud en el marco de sus políticas. Si a esto se le suma la reducción de partidas, eliminación de Programas Territoriales, la sub ejecución presupuestaria y la baja que se pretende imponer en el presupuesto 2019, a requerimiento de los ajustes del FMI, el panorama de la salud pública en nuestro país es por demás preocupante. Podemos afirmar que el derecho a la salud consagrado en nuestra Constitución nacional y en la Ley nacional de SIDA N° 23.798 se encuentra amenazado”, expusieron.

“Abogamos por el sostenimiento de todas las líneas estratégicas de trabajo de la Dirección de Sida, ETS, Hepatitis y TB, y por la imprescindible continuidad del personal a cargo de ejecutarlas, atento a su alto compromiso y formación en la materia. Las estrategias mencionadas incluyen: promoción y prevención, diagnóstico, asistencia y tratamiento en VIH, sífilis, tuberculosis, lepra, hepatitis virales y otras ITS”, suman.”

“Como integrantes de los programas provinciales de VIH/SIDA y ETS de todo el país nos sentimos plenamente identificados con la declaración de las y los trabajadores de la Dirección Nacional de Sida quienes alertan que se encuentran en riesgo las prestaciones y tratamientos para personas que viven con VIH en nuestro país, igual situación para las que padecen tuberculosis, hepatitis virales y lepra. Esta situación fue denunciada por el director Sergio Maulen, tras renunciar a sus funciones ante el intento de imponerle una reducción presupuestaria para el año próximo, que entre otras cosas desconocía el ajuste inflacionario que estamos viviendo”, alertan.

“Hacemos un llamamiento a todos los equipos de salud y a la comunidad toda en defensa de la salud pública como la única garantía de los ciudadanos para el ejercicio del derecho constitucional a la salud y el cumplimiento de las obligaciones asumidas en los tratados internacionales sobre derechos humanos”, concluyen.