Salud retoma el proyecto para hacer el “Complejo Hospitalario Sur” en terrenos del Hospital Muñiz

Se trata de una iniciativa de 2010 que fusionará cinco hospitales. Trabajadores rechazan la medida.

Trabajadores del Hospital Udaondo de Parque Patricios (Caseros 2061, Comuna 4) expresaron su malestar ante un plan del Ministerio de Salud porteño para crear el “Complejo Hospitalario Sur” en terrenos del Hospital Muñiz (Uspallata 2272).

Esto implica mudar allí el Instituto de Rehabilitación Física (Echeverria 955, Núñez, Comuna 13), Hospital Udaondo, Hospital Municipal de Oncología María Curie (Patricias Argentinas 150, Caballito, Comuna 6) y el Hospital Ferrer (Enrique Finochietto 849, Parque Patricios).

El documento oficial que estima este reordenamiento es la nota NO-2018-10424512-SSPLSAN llamada “Comunicación proyecto Complejo Hospitalario Sur”. Estima iniciar la mudanza a fines del 2019, para terminar el proceso en 2023.

“Los aspectos estratégicos propuestos hasta el momento son la integración de 5 hospitales (Hospital de Infecciosas “F. Muñiz”, Hospital de Gastroenterología “B. Udaondo”, Hospital de Rehabilitación Respiratoria “M. Ferrer”, Hospital Municipal de Oncología “Marie Curie”, Instituto de Rehabilitación Psicofísica) en el predio del Hospital Muñiz, manteniendo su identidad en forma de institutos de cada especialidad, la oferta de servicios de alta complejidad en las líneas de cuidado jerarquizadas en estos hospitales en forma integrada a toda la red, la organización de acuerdo a cuidados progresivos, y estructura , procesos y tecnología apropiados cumplir con su propósito, y que agregará nuevas prestaciones a la red”, dice la nota del Ministerio de Salud porteño.

Al respecto, afiliados de UPCN del Udaondo afirmaron: “Hace poco menos de una semana, la gestión del Gobierno de la Ciudad envió una nota a la Dirección del Hospital en la cual definió que durante el 2018 se iniciarán una serie de relevamientos y acuerdos con el fin de concretar en el 2023 el proyecto “Complejo Hospitalario Sur”, que ya en el 2010 intentó implementar Mauricio Macri. Este viejo proyecto busca desactivar 5 hospitales para instalar un “complejo hospitalario” en el predio del Muñiz. Como delegados tenemos la responsabilidad de dar a conocer el progresivo y evidente avance neoliberal sobre la Salud Pública, no gratuito para la comunidad hospitalaria. Creemos que esta decisión viene en concordancia con una reforma del sistema de salud en la Argentina, que luego del Decreto 908/16 firmado por el gobierno nacional no ha logrado dar pasos sustanciales, pero sí en el vaciamiento del sector público de salud”.

El “Informe de coyuntura sobre la reforma del sistema de salud” realizado por el “Movimiento por el Derecho a la Salud”, publicado a fines de marzo de este año, explica: “En la CABA la situación resulta particularmente alarmante. La Historia Clínica Electrónica ya se encuentra en funcionamiento, principalmente en los Centros de Salud, donde no sólo se empadronará a los usuarios, sino también se nominalizará a la población que cuente únicamente con cobertura pública de salud. Por otro lado, se comenzó con la reorganización del sistema de salud, diferenciando los niveles de atención de acuerdo al plan de la CUS que contempla cerrar al público los efectores especializados, a los que sólo se podrá acceder por derivación de otros niveles. A su vez, el Complejo Hospitalario Sur, es otro aspecto de la reorganización del sistema, que implica el cierre de los Hospitales IREP, Udaondo, Curie y Ferrer, y su traslado al predio del Hospital Muñiz, convirtiéndolos en institutos que constituirán un único hospital general de alta complejidad. Esto implicaría, entre otras cosas, una reducción significativa de número de camas, como así también de personal de atención. En paralelo se está realizando la reforma del Convenio Colectivo de Trabajo y de la carrera hospitalaria de los profesionales de la salud, lo que creará las condiciones necesarias para la puesta en disponibilidad y prescindencia de los trabajadores, junto con la regresión de los derechos ganados históricamente”.

“Por esta razón, manifestamos nuestra preocupación y repudio ante el traslado. Somos conscientes de que nuestro hospital es uno más de los tantos que atraviesan situaciones similares luego de 9 años de gestión en la Ciudad de Buenos Aires de un gobierno al que no le interesa la Salud, ya que para ellos la salud no es un derecho sino un gasto que por ahora deben asumir hasta que se implemente la supuesta Cobertura Universal en Salud (CUS), en realidad un seguro, en el que la salud no será un derecho para todos, sino un privilegio de pocos.  Quienes nos oponemos a las políticas de un gobierno que ejecuta el vaciamiento, ajuste y la malversación de fondos con nuestra salud, no tenemos otra opción que mantenernos en estado de alerta para defender nuestra Salud Pública”, concluyeron los trabajadores del Udaondo afiliados en UPCN.